Active Search Results (ASR) is an independent Internet Search Engine using a proprietary page ranking technology with Millions of popular Web sites indexed Active Search Results
Intercambio De Enlaces - Intercambio de enlaces gratis en el que obtienes 25 backlinks para tu web en minutos

lunes, 9 de marzo de 2015

Listado de Noticias Ambientales Internacionales 09/03/2015

LISTADO DE NOTICIAS SACADAS DE: HTTP://NOTICIAS-AMBIENTALES-INTERNACIONALES.BLOGSPOT.COM.ES/


Posted: 08 Mar 2015 06:28 AM PDT


Proponen salvar la biosfera frente al cambio climático con ingeniería biológica

Fecha de Publicación
: 08/03/2015
Fuente: RTVE
País/Región: Internacional


Ante los efectos desastrosos que tendrá el cambio climático en la sociedad, según prevé la comunidad científica, el Laboratorio de Sistemas Complejos del ICREA cree que podría existir una solución alternativa: la bioingeniería de los ecosistemas.
En las últimas décadas se han propuesto diversas estrategias para combatir el cambio climático, desde la reducción de las emisiones de efecto invernadero en técnicas de geoingeniería.
Ante estas estrategias, el director del laboratorio del ICREA, Ricard Solé, se mantiene escéptico: "El coste de las soluciones propuestas es enorme dada su magnitud de escala y la tecnología necesaria y, posiblemente, insuficiente", recoge Sinc.

Terraformación para cambiar el planeta
La alternativa que propone Solé se basa en el concepto de terraformación, un proceso de ingeniería biológica con el que un planeta podría modificar su atmósfera, su temperatura, su topografía y su ecología para tener una biosfera estable.
Esta idea se ha propuesto para la colonización del planeta Marte. Algunos estudiosos sostienen que el planeta rojo podría estar habitado por bacterias capaces de adaptarse a condiciones muy extremas, por lo que estos microorganismos serían la base para el establecimiento de otros organismos más complejos.
Pero a diferencia de la geoingeniería, en la ingeniería biológica, un sistema vivo tiene la capacidad de autorreplicación y de diseminación hasta llegar a la escala deseada dentro de su ecosistema receptor. "En lugar de mirar hacia el planeta rojo, la propuesta sería terraformar nuestro proprio planeta", destaca Solé.

Potencial de los ecosistemas sintéticos
Según el estudio, se podrían diseñar bacterias modificadas para ayudar a recuperar el equilibrio alterado o para alcanzar un nuevo estado estable.
Un enfoque basado en ecosistemas sintéticos podría producir organismos con capacidad de crecer y modificar propiedades clave en ecosistemas frágiles, como la retención de agua o la fijación de nitrógeno, alejándose con ello el colapso que supondría una transición abrupta desde un sistema con vegetación en un estado desértico. Este proceso afectaría a muchos hábitats de nuestro planeta.
Colonizar hábitats degradados debido a la actividad humana sería otra de las posibles aplicaciones de los organismos sintéticos. Se podrían por ejemplo emplear para mitigar la acumulación de plástico en los océanos.
La combinación de un diseño biológico adecuado y la existencia de barreras ecológicas adecuadamente escogidas podría limitar el potencial de evolución de los organismos introducidos.
Como explica Solé, "todo esto se podría conseguir a escalas de tiempo razonablemente cortas y la propuesta no se limitaría a la captura de dióxido de carbono. Las plantas sometidas a condiciones de estrés podrían mejorar su supervivencia a través de la mejora de las comunidades microbianas del subsuelo".
En este futuro escenario, el científico, experto en sistemas complejos, confirma que para llevar a cabo estos proyectos innovadores se requerirá de la integración de ideas y de la participación de expertos procedentes de muchos ámbitos del conocimiento, como la biología sintética, la ecología, la ingeniería genética, la biología evolutiva, las ciencias del clima, y la biogeografía, entre otros.
La investigación del también científico en el departamento de Ciencias Experimentales y de la Salud (CEXS) de la UPF, Ricard Solé, se publica en la revista Ecological Complexity.
.
Posted: 08 Mar 2015 06:25 AM PDT


El bambú, una polémica respuesta a la deforestación en África

Fecha de Publicación
: 08/03/2015
Fuente: IPS
País/Región: África


El bambú se presenta como una posible solución comercial a la deforestación en África, aunque destacados activistas cuestionan sus beneficios ecológicos, a medida que el crecimiento industrial del continente arrasa con los terrenos públicos y pone cada vez más hectáreas en manos privadas.
Según la red de noticias ambientales Environmental News Network, cada año África pierde aproximadamente 41.000 kilómetros cuadrados de cubierta forestal, equivalente al tamaño de Suiza.
El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente también informa que el continente pierde más de cuatro millones de hectáreas de bosques naturales al año, lo que duplica la tasa promedio mundial. La deforestación representa al menos 20 por ciento de todas las emisiones de carbono en el planeta, añade la organización.
Ante el peligroso avance de la deforestación, el sector privado propone una solución basada en el bambú, una planta gramínea leñosa de rápido crecimiento, autóctona principalmente de las regiones tropicales.
EcoPlanet Bamboo, una empresa transnacional presente en Ghana, Sudáfrica y Nicaragua, promueve la industrialización del bambú como una fibra alternativa y ecológicamente atractiva para las industrias de fabricación de madera que dependen de los bosques naturales para su materia prima.
Para EcoPlanet y algunos ambientalistas africanos, el bambú cultivado comercialmente ayudaría a revertir las consecuencias de la deforestación y la degradación de la tierra en el continente.
“Si se cultiva adecuadamente en tierras con escaso valor para otros usos, y si se gestiona con un sistema adecuado de gestión sostenible, el bambú puede tener un papel en la restauración de ecosistemas sumamente degradados y en la conexión de los parches de bosque remanente, a la vez que reduce la presión sobre los bosques naturales restantes”, aseguró Troy Wiseman, director general de EcoPlanet Bamboo, en diálogo con IPS.
Happison Chikova, un ecologista independiente de Zimbabwe, egresado en geografía y estudios ambientales de la Universidad Estatal de Midlands de este país, coincide con la opinión de Wiseman.
El “bambú ayuda a combatir el cambio climático debido a su capacidad de absorción del dióxido de carbono y actúa como sumidero de carbono, mientras que las plantas también se pueden utilizar como fuente de energía de la madera, lo que reduce la tala de árboles autóctonos”, explicó Chikova.
“También puede usarse para la construcción de viviendas y reduce la deforestación en las zonas de uso público donde hay una gran demanda de árboles autóctonos con fines de construcción”, añadió.
Pero otros defensores del derecho a la tierra plantean sus dudas al respecto.
“La idea de las plantaciones de bambú es buena, pero generan el temor de que se produzca una hambruna generalizada ya que los africanos pobres pueden sentirse atraídos a este emprendimiento por la promesa de dinero y comenzar a abandonar los cultivos de alimentos”, advirtió Terry Mutsvanga, un reconocido activista de derechos humanos de Zimbabwe.
El temor de que las pequeñas granjas sostenibles pierdan terreno ante las plantaciones de propiedad extranjeras dirigidas a la exportación es compartido por Nnimmo Bassey, el director de la  Fundación Salud de la Madre Tierra, con sede en Nigeria.
“Nadie puede presentar con seriedad a las plantaciones de bambú como la cura para la deforestación”, afirmó Bassey, ganador en 2010 del premio Right Livelihood, considerado el premio Nobel alternativo.
“Lamentablemente, el sistema de las Naciones Unidas considera que las plantaciones son bosques y esta premisa, fundamentalmente errónea, ofrece a los propietarios de las plantaciones la libertad para considerar sus acciones devoradoras de los bosques como algo positivo”, destacó.
“Si estamos de acuerdo en que los bosques son lugares con una rica biodiversidad, queda claro que una plantación no puede ser lo mismo que un bosque”, afirmó Bassey en diálogo con IPS.
Actualmente, pequeños agricultores cultivan el bambú en África con diversos propósitos. La Asociación del Bambú de Mujeres del Monte Selinda, una organización activista de Zimbabwe, recibió financiación del Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (Fida), a través de su programa de Medios de Subsistencia y Desarrollo Económico, para crear empresas rurales sostenibles mediante el uso de los recursos de esta planta.
Para el Fida, el bambú es “la madera del pobre”.
Además, entre sus diversos beneficios, la organización internacional señala que el bambú contribuye con la reducción de la pobreza rural, empodera a las mujeres y puede procesarse para la producción de botes, utensilios de cocina, palillos de incienso, carbón vegetal y calzado. También proporciona seguridad alimentaria y nutricional como alimento para humanos y animales.
En la actualidad, la huella ecológica de EcoPlanet Bamboo en África abarca 2.000 hectáreas en Ghana, en una asociación público-privada para el desarrollo comercial de las plantaciones. En la sudafricana provincia Oriental del Cabo, la certificación está en marcha para convertir plantaciones de piña fuera de producción en plantaciones de bambú para generar carbón activado y carbón biológico para su venta a los mercados locales y de exportación.
Pero al activista Bassey le preocupa si esas hectáreas estaban realmente sin utilizar, como afirma la empresa. “Puede ser que el bambú comercial, que sustituirá a los bosques de madera natural y requerirá cientos de hectáreas de tierras, no sea tan bueno para los campesinos de África”, expresó.
Sin embargo, EcoPlanet Bamboo insiste en que no convierte ni planta en terrenos que puedan competir con la seguridad alimentaria.
“Convertimos las tierras degradadas en plantaciones de bambú certificado y en ecosistemas diversos, prósperos, que puede proporcionar fibra anualmente, y sin embargo mantener su integridad ecológica”, sostuvo Wiseman.
No obstante, esas palabras no convencen a Bassey. El activista cuestionó que la propiedad extranjera de los recursos de África sea beneficiosa para África.
“Las plantaciones no son propiedad de los débiles en la sociedad, sino de las empresas o personas físicas ricas con fuertes contactos económicos y, a veces, políticos. Esto podría significar el desplazamiento de agricultores vulnerables, la pérdida de territorios y medios de subsistencia”, advirtió.
.
Posted: 08 Mar 2015 06:20 AM PDT


Documento de Barrick Gold acreditaría daño en glaciar cercano a Pascua Lama

Fecha de Publicación
: 08/03/2015
Fuente: BioBioChile
País/Región: Chile


Greenpeace filtró un documento interno de la empresa minera Barrick Gold donde se acreditaría la existencia de un camino sobre el Glaciar Toro 1, que está en las cercanías de Pascua Lama.
En el reporte se desprende que el 16 de febrero del 2013, a las 15 horas, “el camino de Glaciares que cruza Toro 1 ha sido abierto sin la autorización de Medio Ambiente. En turno del 16 al 23 de enero este camino fue cerrado y bloqueado con un pretil duro, dando cumplimiento al cierre definitivo de ese tramo”.
Según el director de Greenpeace, Matías Asún, Barrick Gold incurrió en graves violaciones a la resolución de calificación ambiental.
El camino dataría desde 1998, según información que la propia empresa entregó a la Comisión Nacional de Medio Ambiente el año 2005, cuando reportaron que “en el caso de Toro 1, la nieve que se deposita cada año sobre la franja es removida para poder transitar sobre dicha franja y acceder al sector Guanaco”.
El abogado de OLCA, Álvaro Toro, que lidera la presentación de una demanda por daños de parte de Barrick Gold a los glaciares, aseguró que el documento demuestra que las acusaciones que han interpuesto en contra de la empresa son ciertas.
El camino dataría desde 1998, según información que la propia empresa entregó a la Comisión Nacional de Medio Ambiente el año 2005, cuando reportaron que “en el caso de Toro 1, la nieve que se deposita cada año sobre la franja es removida para poder transitar sobre dicha franja y acceder al sector Guanaco”.
El abogado de OLCA, Álvaro Toro, que lidera la presentación de una demanda por daños de parte de Barrick Gold a los glaciares, aseguró que el documento demuestra que las acusaciones que han interpuesto en contra de la empresa son ciertas.
En los próximos días se dará a conocer la resolución del Tribunal Ambiental y de la Superintendencia de Medio Ambiente por denuncias que existen en dos causas contra Barrick Gold.
Sin embargo, los datos proporcionados por Greenpeace no ingresarán como pruebas porque ya está cerrada la investigación.
Respuesta de Barrick Gold
A través de un comunicado la empresa minera declaró sobre este tema lo siguiente:
"El camino de acceso a los cuerpos de hielo del área de influencia del proyecto Pascua-Lama cuenta con un sistema de control de acceso, de acuerdo a la RCA, por lo que sólo se puede acceder previa autorización del Área de Medio Ambiente de Barrick.
El camino histórico que cruzaba el glaciarete Toro 1 y que fue construido en la década de los 90 fue cerrado y no está operativo. La compañía  habilitó una huella alternativa que rodea los glaciaretes con fines científicos, con el fin de realizar el Programa de Monitoreo de Glaciares, uno de los más modernos y completos del mundo.
Tanto el estado del camino histórico como el de la huella alternativa son  conocidos  por la autoridad.
Además, precisamente a partir de un documento interno de control de la empresa (flash report), es la misma Pascua-Lama quien procede a re cerrar el camino histórico, que según el reporte había sido abierto sin autorización de la compañía
. "